30 abril 2007

EGIPTO-2004

Despues de un duro año para mi por causa de una operación arriesgada, Vicente dijo que nos mereciamos unas buenas vacaciones, y aprovechando los precios que habian, nos fuimos a Egipto.

Un viaje de 3 dias de crucero por el Nilo y 4 dias en El Cairo.
El crucero me parecio fantastico, los barcos del Nilo, son muy familiares, y despues de haber leido a Agatha Christie, me parecio irreal estar alli, ya que poco o nada habia cambiado.
Al dia siguiente de llegar, a las 4 de la mañana, saliamos hacia Abu Simbel, cuando nos reunimos todos en el hall del barco para empezar la excursión, daba risa, ya que ibamos todos con la almohada para dormir en el autobus, ya que es un viaje muy largo.ABU-SIMBEL, es impresionante y lo mejor de todo es que, cuando realizaron la presa de Assuan, un equipo internacional, lo desmonto como un puzzle y lo volvieron a reubicar mas alto. Consta de dos templos el de Ramses II y el que mando construir para su esposa Nefertari de la cual estaba muy enamorado.


A la vuelta hacia Asuan, vimos el desierto puro y duro. Visitamos la presa, y el Obelisco Inacabado. La verdad es que cuesta creer como los hacian, es un solo bloque de piedra tallado en la cantera, pero pensando en las herramientas que ellos tenian, alucinabas de ver aquello. Volvimos al barco, y era una risa ver como atracaban, ya que lo hacian unos al lado de otros, y para llegar al tuyo, pasabas por la recepción de 3 ó 4 barcos.
Ese dia, empezo la sorpresa, resulta que cuando entrabas en la habitación, el morito encargado de limpiar la misma, con las toallas hacian esculturas, nos hicieron Cocodrilos, cisnes, monos colgados de la puerta, un egipcio sentado en la entrada de la habitación. De verdad, que cuando entrabas nunca sabias lo que te ibas a encontrar, pero como al principio lo ponian encima de la cama, habia veces que te llevabas un buen susto, ya que habrias la puerta, y te saltaba encima la escultura. El personal del barco, nos trataba de maravilla, y te sentias mimadisimo.
En el ultimo piso del barco, estaba la piscina y hamacas , y desde alli veias las orillas del Nilo, y era como estar viendo constantemente un belen. Esa tarde llegamos a Kom-Ombo. El templo esta a orillas del Nilo, y como ya era el atardecer, el reflejo que le daba el sol, me impresiono cantidad. Al bajar del barco, sentimos por primera vez el acoso de los vendedores, con lo que a mi me gustan los mercadillos, y alli llego un momento que ya no pude mas. Nos compramos una tunica para cada uno para la fiesta del barco. La verdad es que era todo baratisimo, y ademas de algodon muy, muy bueno.
A partir del dia siguiente, tengo que mirar las fotos para saber donde estuvimos cada dia, ya que fueron tantas las cosas que vimos que se me mezclan. Vimos el templo de Horus (Esna), Jnum (Edfú), etc. Pasamos la exclusa de Esna, es curiosisimo ver esto, pasas del Alto Nilo al Bajo Nilo, que son 8 metros de diferencia. Meten el barco en una especie de tunel, y cierran compuertas, entonces bajan el nivel del agua, y te abren la compuerta de salida, cuando estas bajo del todo, da no se que girarte y ver el agua por encima de tu nivel.
Llegamos a Luxor, y entonces si que ya viene el desenfreo de templos, porque aquello es el paraiso de la historia, ser arqueologo y poder trabajar alli, debe de ser una suerte enorme.
Valle de los Reyes con sus tumbas bajo tierra, precisamente la de Tutankamon es una de las menos espectaculares de ver, ya que alli saquearon todo lo que pudieron y mas, pero en el resto Tutmosis, etc. depende de el tiempo que viviera el faraón eran mas espectaculares o no, si vivia poco, les habia dado poco tiempo para trabajar, pero si vivia muchos años, entonces era fantastica y suntuosisima.
El Templo de Hatshepsut, que por ser mujer no podia estar enterrada en el Valle de los Reyes, pero ella se edifico un maravilloso templo, que hoy en dia esta casi destruido, ya que su hermano Tutmosis, como la odiaba porque dedicaba mas a la cultura que a las guerras, intento destruir todo lo que ella habia hecho. Los colosos de Memnón, los templos de Luxor y Karnak, que son grandiosos, el paseo de las esfinges, una de las cosas que mas me impresiono, fue cuando nuestro guia (Mohamed), nos dijo:
"Tener en cuenta que el guardian de este templo era Moises, que lo amo mucho y que puede ser que donde ahora tengais los pies, haya pisado él"
Como mi marido es tan aficionado a las peliculas historicas, y nos hemos visto todas, sobre todo los Diez Mandamientos, pues la verdad, sientes un cosquilleo en el estomago.
El museo de El Cairo, que hacia un calor insoportable, alli valia la pena ver los tesoros de TutanKamon, que ademas estaba en una sala refrigeradita, yo no subi a ver las momias, porque no me hacia como mucha gracia.
Y ya lo más, fue Gizé, cuando pudimos divisar las piramides, fué super emocionante, por muchas fotos que veas, por mucho que te cuenten, verlo "in situ" es lo más. Jamas te puede hacer una idea de como lograron hacer aquello, y ahora las vemos como las vemos, pero cuando te cuentan que estaban coronadas en el pico por oro, y te las imaginas... puffff.
La Esfinge, impresiona, yo pensaba que estaba a los pìes de la Gran Piramide, pero no, esta tan alejada, que desde ella hasta las piramides fuimos en autobus.Estabamos alli a las 8 de la mañana y ya no se podia resistir el calor, yo no entre en la piramide, porque me da un poco de claustrofobia, pero Vicente, que entro, era entrar y salir, cosa de 5 minutos, y salio completamente chopado. Estuvimos en Octubre, o sea que en Agosto tiene que ser insoportable.
Fuimos a ver la Mezquita rosada o la de Saladin, la Ciudad de los Muertos, esta la vimos de dia y de noche, e impresiona. Son tumbas antiguas en las cuales arriba edificaban una casa, para cuando fuera la familia, pero al final resulta que la gente que se ha venido del campo a la ciudad se han ido a vivir alli, y parece una ciudad fantasma. Tambien visitamos Memphis y la primera piramide a la cual le llaman la Piramide Escalonada.Hicimos una excursión por la noche en Fabela. Fuimos al bazar Khan El Khalili, que es el único en el que los turistas pueden ir tranquilamente, alli te puedes perder perfectamente, claro, como güiris que eramos, compramos de todo, shishas para toda la familia, tunicas, et. Al principio de estar en El Cairo, te asustas de ver el trafico, la gente como mira a las mujeres, etc. pero al poco tiempo te das cuenta de que no hay peligro, el único peligro es morir atropellado, pero por lo demás, hay una gran seguridad en la ciudad. Nosotros fuimos una noche por libre a cenar a la Torre del Cairo, desde la cual se ve toda la ciudad, otra tarde tambien nos fuimos por libre al bazar, pero con un taxi, y eso si que es un suicidio, pero me rei tanto, que casi no llego al hotel. Con los taxistas tienes que pactar el precio antes de salir,y cuando llegas al sitio lo despides, pero al cabo de tres o cuatro horas de estar en el bazar, cuando sales, ves que te esta esperando.
El hotel era una maravilla, estuvimos en el Semiramis, y la pena es que no paramos en el, porque era espectacular, no se cuantos restaurantes de varios estilos, piscinas, tiendas. La habitación tambien era un lujo, con dos camas matrimoniales.En fin, que yo volvi bastante enganchada de Egipto, y volveria otra vez, fue unos de los mejores viajes de mi vida.